Cursos de la Maestría en Fotografía y Sociedad en América Latina

Abordar los principales debates en torno a la memoria (individual, colectiva, oficial, etc.) e historia, en su relación con la práctica de la fotografía, en el que se destaquen los elementos más significativos de sus diferentes usos, funciones, expresiones, espacios de circulación y recepción, así como de los debates en torno a la noción de “fotografía latinoamericana” desde las perspectivas de la Historia del Arte, la Crítica de Arte y de los Estudios Latinoamericanos y sus relaciones interdiscilinares con todas las demás artes. Comprender la importancia de los registros fotográficos en las luchas de los subalternos, excluidos e invisibilizados por los relatos e historia oficiales y sus discursos de verdad hegemónicos.

El curso analiza las tensiones existentes entre los usos de la fotografía, ya sea como documentos (históricos, etnográficos, políticos, antropológicos, periodísticos, etc.) o como expresión artística. La fotografía no fue siempre considerada un arte. Su integración al arte fue un proceso muy discutido que comenzó con los fotógrafos retratistas e, incluso, fue categorizada por autores como Pierre Bourdieu como un “arte medio” – producto de la reproductibilidad técnica (Benjamin) asociada a los habitus de las clases dominantes y su reproducción a través de la imitación de las clases dominadas.